Claves para ser un buen pasador


El pase es uno de los fundamentos más importantes del basquetbol. Todos los jugadores deben intentar ser buenos pasadores. 

Aspectos relacionados con la técnica del pasador: 
  • El balón se agarra con los dedos de la mano. 
  • No se abren los codos en el momento de dar el pase. 
  • El último toque, al igual que en el tiro, debe darse con los dedos. 
  • Precisión, pases rápidos y fuertes, pases tensos que den pocas opciones a la defensa. 
  • Dominar distintos tipos de pases hará que los jugadores sean más completos.
  • El pase debe permitir y favorecer una acción continuada, a otras situaciones del juego. 
Aspectos relacionados con el tipo de pase: 
  • El pase picadi, dada su lentitud en comparación con otros tipos de pase, sólo debe realizarse en situaciones especiales: por ejemplo, para meter un balón a un jugador interior que gana la posición. 
  • Elegir correctamente el tipo de pase que damos en cada momento, dependiendo de la distancia, las características del receptor, la posición de la defensa.
Aspectos relacionados con el lugar donde va el pase: 
  • Intentar favorecer siempre la acción posterior del compañero. 
  • Se suele decir que un buen pase es media canasta y en muchos casos es cierto. 
  • Si el compañero está sobremarcado, el balón se pasará a la mano más alejada del defensor. 
  • Si el compañero tiene una buena situación de tiro, debemos procurarle la mayor comodidad y rapidez a esa acción gracias a nuestro pase. 
Aspectos tácticos relacionados con el pase: 
  • Buscar buenos ángulos y respetar los espacios lógicos. 
  • El pase es un factor en el que participan dos jugadores: el receptor y el pasador. 
  • Para mejorar el ángulo de pase o reducir o agrandar el espacio entre los dos jugadores puede utilizarse el bote, las fintas. 
  • No darlos de forma automática. Es un error bastante común, sobre todo en equipos con juegan con sistemas y jugadas predeterminadas. 
Otros aspectos generales: 
  • Un mal pase suele desembocar en un mal tiro o en una mala acción posterior, provocando pérdidas de balón, bajos porcentajes de acierto y multitud de errores. 
  • Los pases deben ser rápidos e incisivos (pases tensos); los pases lentos son más fáciles de interceptar por la defensa. 
  • Fintas de pase: son vitales. Producen desajustes defensivos, debilitan las defensa contrarias, abren espacios.
  • Los pases son un recurso esencial en el juego y no deben darse de cualquier manera. Un mal pase puede provocar una fácil canasta para el equipo contrario. 
  • El pase sobre bote aumenta las posibilidades de un equipo, da mayores opciones en el juego y se convierte en un gran instrumento para obtener canastas fáciles y elevar el nivel de juego de un equipo.
¿Cuántos pases se dan en un partido? ¿300? ¿400?...
Si no tenemos buenos pasadores, ¿Cuántas posesiones de balón perdemos como equipo?
¿Cuántos malos tiros son provocados por este fundamento del juego?
¿Cuántos contraataques regalamos al equipo contrario?



Fuente: Baloncesto basket y mas (Blogspot)